Agua de Vida

Visto: 7625

Elias en la cueva

“él se fue por el desierto un día de camino, y vino y se sentó debajo de un enebro; y deseando morirse, dijo: Basta ya, oh Jehová, quítame la vida, pues no soy yo mejor que mis padres.  Y echándose debajo del enebro, se quedó dormido; y he aquí luego un ángel le tocó, y le dijo: Levántate, come.Entonces él miró, y he aquí a su cabecera una torta cocida sobre las ascuas, y una vasija de agua; y comió y bebió, y volvió a dormirse. Y volviendo el ángel de Jehová la segunda vez, lo tocó, diciendo: Levántate y come, porque largo camino te resta. Se levantó, pues, y comió y bebió; y fortalecido con aquella comida caminó cuarenta días y cuarenta noches hasta Horeb, el monte de Dios.” 1 Reyes 19:4-8

 

Elías, el hombre que Dios uso para hacer llover fuego del cielo, estaba agotado,  amenazado y pensado demasiado en si mismo; como resultado le sobrevino una profunda depresión y deseaba a que Dios les quitara la vida.   Sólo horas atrás había sido poderosamente usado por Dios, pero eso ya no importaba, ya no bastaba.

El método de Dios para ayudarle, es aún más interesante que su situación,   lo dejó dormir,  le envío un ángel para le diera una torta,  le diera agua y volviera a conciliar el sueño.

Visto: 37384

 

devocionales

 

Te invitamos a escuchar una serie de audio devocionales preparados por el equipo de Agua de Vida.

Visto: 5

 

“Pobreza y vergüenza tendrá el que menosprecia el consejo,
pero el que acepta la corrección recibirá honra” Proverbios 13:18

 

 

El libro de Proverbios  contiene un caudal de sabiduría y recomendaciones; buena parte de ellas asociadas a como proceder frene a la vida cotidiana.

Le hago una pregunta: ¿Pone usted en práctica el consejo de la palabra de Dios? ¿Escucha el consejo de sus padres?, ¿de sus profesores? ¿el de sus pastores?,¿escucha usted a su cónyuge?

Lea la Biblia hoy